Esta web utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar la visita, aunque en ningún caso se utilizan para recoger información de carácter personal.

Más información Política de cookies

LOS TRABAJADORES DEL CONOCIMIENTO EN MALAGA

OMAU - Málaga
Noticias

LOS TRABAJADORES DEL CONOCIMIENTO EN MALAGA

A través del estudio de los microdatos de la EPA del primer semestre de 2022 el catedrático de Geografía Humana de la Universidad de Valencia, Juan Miguel Albertos Puebla a estudiado el nivel de concentración entre 2005 y 2022 de la actividad económica de los trabajadores vinculados al conocimiento y a la tecnología de las siete principales aglomeraciones metropolitanas de España y que por orden de importancia son Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla, Málaga y Zaragoza. Las dos primeras áreas agrupan de forma diferenciada a la mayor parte de los trabajadores del conocimiento en España, habiendo crecido más Barcelona que Madrid en los últimos años, lo que mostraría la debilidad de la idea, más política y mediática que real, de la decadencia de la capital catalana.

En el segundo escalón y a una distancia considerable figuran el resto de ciudades y aglomeraciones metropolitanas, donde Málaga es la que más ha crecido desde 2005. En aquel año tenia 10.665 trabajadores vinculados al conocimiento (el 1,8% de la ocupación metropolitana), y en 2022 tiene 28.574 trabajadores (el 4,3% metropolitano). Sin embargo, todavía está sensiblemente por detrás de los datos de Valencia, Bilbao y Sevilla, y a la par de Zaragoza.

La segunda variable estudiada, el nivel competencial, basado en la mayor presencia de funciones de dirección empresarial, de servicios avanzados y en general de actividades de mayor valor añadido ligadas a la economía del conocimiento tiene un crecimiento mucho menor en Málaga, y de hecho es el área metropolitana de menor nivel 2,35, incluso por debajo de la media española 2,45. Posiblemente se dejen sentir aquí la herencia histórica de niveles bajos de formación académica, así “como procesos internos de polarización y segmentación del mercado de trabajo, según los cuales al tiempo que crece la presencia de los estratos más cualificados de trabajadores del conocimiento, también lo hace la subclase de servicios urbanos de ocupaciones elementales” como afirma Juan Miguel Albertos Catedrático de Geografía de la Universidad de Valencia. Los niveles competenciales de Bilbao por contra son del mismo nivel que Madrid, 2,64, lo que caracteriza un nivel de formación de los trabajadores elevado.

La nueva sociedad tecnológica por su carácter global produce migraciones en mayor medida que otros sectores económicos. En este sentido Barcelona, Valencia y Málaga, todas en el eje mediterráneo, tienen preferencias de localización pese a sus niveles competenciales bajos en las dos segundas, que no se corresponden con su tamaño y jerarquía urbana, lo que puede indicar una cierta predilección por ámbitos urbanos de calidad ambiental y sociedades tolerantes y abiertas.

Málaga es un nuevo polo del conocimiento en España, aunque su volumen de trabajadores sea todavía pequeño en comparación con las otras ciudades, al tiempo que debe mejorar los niveles competenciales y de formación. En una ciudad-región cada vez más dual en el ámbito económico y social existe el peligro que el sector vinculado al conocimiento funcione aislado del resto de las actividades. Y que junto a actividades avanzadas coexistan actividades de muy baja cualificación, de ahí la insistente necesidad de mejorar los ámbitos educativos y formativos, recursos básicos de la cohesión social y territorial.

Todas la información completa en PDF adjunto.

Imagen del Foro Transfiere. FYCMA