Esta web utiliza cookies para obtener datos anónimos de acceso. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra política de cookies.

×

Un programa para salvar el euro

OMAU - Málaga

Noticias

Salvar al euro

Un programa para salvar el euro

Han pasado tres años desde el estallido de la crisis del euro y solamente un optimista empedernido diría que la peor parte ha terminado de manera definitiva. Algunos, al señalar que la recesión de doble caída de la eurozona terminó, llegan a la conclusión de que la austeridad como medicina ha funcionado. Pero trate de decirles esto a los de los países que aún se encuentran atravesando por una depresión, con un PIB per capitaque continúa por debajo de los niveles previos al año 2008, tasas de desempleo por encima del 20% y un desempleo juvenil superior al 50%. Al ritmo actual de “recuperación” no se puede esperar ningún tipo de retorno a la normalidad hasta bien entrada la próxima década. Un reciente estudio realizado por economistas de la Reserva Federal llegó a la conclusión de que el alto y prolongado desempleo en Estados Unidos tendrá serios efectos adversos en el crecimiento del PIB durante los próximos años. Si esto es cierto con relación a Estados Unidos, donde el desempleo se encuentra en un nivel que es 40% menor al de Europa, las perspectivas de crecimiento en Europa se muestran realmente sombrías. Lo que se necesita, sobre todo, es una reforma fundamental en la estructura de la eurozona...

Un programa para salvar el euro. Joseph E. Stiglitz. 15 dic 2013. El País. Leer más
 

Cuando le preguntan sobre la antipatía que genera la troika, el director gerente del Mecanismo Europeo de Estabilidad, el alemán Klaus Regling, tiene interés en destacar que habla como economista: “Es cierto que la troika es muy impopular. Como economista eso me parece desacertado: las recetas de la troika en Europa, y anteriormente las del FMI en Asia y América Latina, son las adecuadas para volver a una senda sostenible (…) Grecia ha hecho grandes progresos, pero ese proceso debe continuar”. Es como si debiera existir una contradicción entre lo que se piensa como economista y lo que se siente como ciudadano. Pero tanto si se analiza desde un punto de vista como desde el otro hay una cierta unanimidad en que las recetas del FMI en otras partes del mundo, desde los años ochenta, fueron una catástrofe económica y tuvieron un efecto notable en la involución democrática de amplias zonas del planeta. En cuanto a la práctica política de la troika, veamos lo que está ocurriendo, empezando por Grecia, el país citado por Regling: 21 trimestres seguidos de recesión, dos rescates por valor de 240.000 millones, quita de una parte de la deuda, 27,4% de la población activa en paro, 3,8 millones de griegos (34,6% de la población) en la pobreza y la exclusión, 30% de la población excluida del acceso a la sanidad pública, etcétera. ¡Y debe continuar el experimento!...

Divergencia, no convergencia. Joaquín Estefanía. 16 dic 2013. El País. Leer más